5 Ideas de BricoSado Navideño

palas en bdsm

Llegamos a esas fechas del calendario donde todo es una fiesta por obligación, para otros por devoción, pero si te gustan, tienes suerte. Si no te gustan ¿por qué amargarse?

Si estás en el mundillo del BDSM te vamos a dar 5 ideas de BricoSado navideño para Doms. Vamos allá.

5 Ideas de Bricosado navideñas para Doms.

  1. Un flogger de cordaje navideño hecho en casa. 
    Hay muchos tutoriales con los que se pueden hacer un flogger enteramente de cuerda. Si para hacerlo, además, usamos una cuerda de tonos navideños y alegres, como blancos y rojos, podemos darle un pequeño «toque» para que la sesión de azotes esté más en sintonía con la estación. Podemos poner villancicos de fondo y todo y hacer que el o la sumisa canten mientras son azotados, sin fallar.
  2. Una vara de caramelo
    Las varas de caña o madera ligera son muy populares. Podemos decorarlas, pintarlas o darles una manita para hacerlas más navideñas como ponerle espumillón en el pomo, pintarlas de blanco con una pintura resistente o incluso si somos duchos en el bricosado, darle un tono blanco y una espiral de rojo para que parezca un bastón de caramelo.
    Como remate podemos hacer que el o la sumi tengan uno de esos bastones (a juego, jejeje) entre los dientes durante los azotes y que permanezca intacto o habrá otra tanda o castigo peor.
  3. Disfraz de Reno
    No hace falta mucha imaginación y apenas es bricosado pero sí es divertido. Una felpa con cuernos de reno, una nariz de payaso para que sea tipo Rudolph, quizás algunos de talles de fieltro marrón para las manos y pies… Hasta unos arreos para la boca y atarle algo para que lo arrastre. A fin de cuentas tiene que hacer de reno… y nada mejor para una pequeña sesión de humillación. Podremos dirigirlo con una fusta y así educarlo adecuadamente. Ho, ho, ho!!
  4. Pala de tachuelas
    Con un poco de trabajo, una pala de pingpong o de playa y una buenas chinchetas de acero podemos hacer una herramienta de spanking divertida, sobre todo si la pintamos o decoramos con detalles en rojo. Un sumi dedicado apreciará que usemos una herramienta nueva en su trasero y más si nos hemos tomado la molestia de crearla desde cero. Las tachuelas de acero le darán un punto a favor.
  5. Cordaje navideño
    ¿Por qué usar solo cuerdas negras? ¡Dale un toque de color! Usa anillas de madera intermedias, cuerdas blancas y rojas, diseños nuevos, añádele unos led y ¡tienes un sumi-árbol de Navidad!

Quien no se alegra en Navidad es porque no quiere o no se le ocurre, así que ahí van nuestras ideas.

Y vosotros ¿cómo animaríais temáticamente una sesión de BDSM?